miércoles, 11 de junio de 2014

Represores en libertad intentan dilatar el juicio por crímenes de lesa humanidad en Catamarca

El único autor material, Roberto Sergio Mujica, está en libertad interponiendo medidas cautelares, junto a los otros tres imputados.  Buscarían que Menéndez sea sometido en plenario como autor intelectual

A días de elevar el Juzgado Federal a juicio oral y público la causa en la que están imputados los militares retirados Enrique Basso, Jorge Isaac del Pino, Carlos Ricardo Ruiz, Roberto Sergio Mujica y Darío Otero Arán, acusados de crímenes de lesa humanidad durante la dictadura cívico militar, los acusados interpusieron una medida cautelar para que no se realice el mismo.

De los cinco represores a ser juzgados (cuatro, Enrique Basso, Jorge Isaac del Pino, Roberto Sergio Mujica y Carlos Ricardo Ruiz, jefe de la Policía de la provincia en la dictadura) están libres interponiendo medidas cautelares para no llegar a juicio.

Este proceso, que se viene prorrogando debido a la estrategia implementada por los represores en libertad, a través de su defensor el abogado Luis Segura, corresponde a la segunda parte de la causa que ya juzgó y condenó en 2012 al general (R) Carlos Alberto Lucena, a 16 años de prisión, y a Juan Daniel Rauzzino a 10 años de cárcel.

"La estrategia alteró el ánimo de los querellantes y los organismos de derechos humanos que reclaman la elevación inmediata a juicio, más sabiendo que los autores directos se encuentran en plena libertad. Se sospecha no haya apuro para que se realice el juicio debido a la estrecha relación del abogado Luis Segura con el Juez que lleva adelante dicho proceso", afirmaron desde Derechos Humanos de la provincia.

La imputación por la que responderán será el delito de "privación ilegítima de la libertad en el marco de la desaparición forzada de personas en concurso real por asociación ilícita".

La causa investiga la desaparición y muerte de los catamarqueños Francisco Ponce, su hermana Griselda del Huerto Ponce, el sobrino de ambos Julio Genaro Burgos y la estudiante Yolanda Borda, desaparecidos en la provincia entre abril de 1976 y enero de 1977.
De los cinco acusados, el único que permanece detenido actualmente es Darío Otero Arán, por más de tres de años.

En la primera parte del juicio se debatió sobre las circunstancias en que fueron desaparecidos Griselda Ponce y Genaro Burgos, el 15 de diciembre de 1976; Francisco Ponce, el 6 de abril de 1976, y Yolanda Borda, el 27 de enero de 1977.

Según fuentes judiciales uno de los objetivos que tendría el Ministerio Público sería que en el primer día del debate sea sometido en plenario el ex teniente general Luciano Benjamín Menéndez, por entonces jefe del Tercer Cuerpo de Ejército, como uno de los autores intelectuales del hecho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada